Lun06182018

Última actualizaciónJue, 20 Feb 2014 2am

Back Usted está aquí: Home Nacionales Lima

Lima

El juego hípico en el Hipódromo de Monterrico generó una alza considerable en la primera mitad del 2014 (enero a junio), superando largamente lo conseguido en el mismo período del año pasado. Según el reporte entregado por la Sala del Sport del Jockey Club del Perú, en el primer semestre de la actual temporada se recaudaron S/. 46.540.598,22, contra S/. 44.808.319,03, que fue lo que se generó en el mismo lapso del 2013.

Las carreras de caballos se pueden definir en fracciones de segundo. Y el Clásico Estados Unidos de Norteamérica (2.000 m), disputado el domingo, es un ejemplo de ello. Hija Rubia (ARG, Pure Prize) pudo terminar por delante de Mantra (Privately Held), básicamente en una jugada que su jinete hizo en la curva final. (VER VIDEO).

Supernova (Jaguar On The Run) brilló este sábado en el tradicional Clásico Carlos Palacios Villacampa (1.500 m) y sacó pasaje directo al Clásico Polla de Potrancas (G1 – 1.6000 m), que se disputará dentro de dos meses en el Hipódromo de Monterrico. (VER VIDEO).

Miami, Florida. La jocketa peruana Zarella Oré, que sufriera serias lesiones durante un accidente en competencia el último viernes, recuperó la conciencia pero su estado continúa siendo delicado, indicó este lunes el preparador Walter Rosas-Canessa a The Blood Horse.

Siempre dijimos que Craps (ARG, Orpen) tenía condiciones de sobra. Desde aquél, en agosto del 2013, cuando cronológicamente no había cumplido los 3 años y le ganó guapeando a El Gran Teófilo, se pudo advertir que el importado por el Kashlee tenía algo más que buen paso.

La hípica peruana conoció este martes el sensible fallecimiento del entrenador chileno Raúl Arriagada, compositor del campeón peruano Purser, víctima de una penosa enfermedad. El trainer ejercía desde hace casi 40 años la profesión en el Hipódromo de Monterrico. Sus inicios fueron como capataz del Stud Salva, que estaba bajo el cuidado del sapiente preparador arequipeño Miguel Salas, a inicios de la década de 1970. Esa fue la base de lo que luego sería su fructífera campaña como entrenador.

La hípica es un deporte con tradición. Esa tradición la hicieron hombres aficionados que dedicaron su tiempo para vivir con pasión lo que es una verdadera fiesta. Un stud con tradición y con historia es el Chuncho Bravo, convertido un tiempo en criadero, que desde hace 40 años se instaló en la hípica peruana para aportar con caballos de nivel a nuestro turf.

“Me tocó narrarle la carrera al dueño, quien me llamó por teléfono. He debutado como narrador de carreras”, le dice Juan Suárez con chispa a Alfredo Clemente, el jinete que hacía unos instantes se había bajado de la silla de Double Eagle (Spend One Dólar) en el Clásico América (G2 – 1.000 m), el colofón del Festival Hípico 2014 y que le permitió doblete clásico al ya tradicional stud Couet, de Bernardo Álvarez Calderón (VER VIDEO).

Que Invincible Dad (Play The Gold) es un viejo atleta de condiciones, nadie lo niega. Que en manos de Lalo Pianezzi parece haber recuperado ese nivel que mostró de potrillo, tampoco. Pero que el Clásico Jockey Club del Perú (G1 – 2.400 m) lo ganó gracias a un planteamiento inesperado, es una verdad tan cierta como las anteriores (VER VIDEO).

Valiant Emilia (Pegasus Wind) tapó la boca de quienes creían que el Clásico César A. del Río Suito (G3 – 2.000 m) (VER VIDEO) iba a ser solamente un match y terminó ganando con guapeza y calidad la prueba que daba el cupo sudamericano para disputar la millonaria Breeders’ Cup Distaff (G1 – 2.000 m), que tendrá lugar el próximo 31 de octubre en Santa Anita Park y repartirá US$ 2 millones.